domingo, 4 de septiembre de 2011

Regreso del Balonmano con una Supercopa

La camiseta del Atlético de Madrid de balonmano ha vuelto a la competición de la mejor manera posible: ganando la Supercopa al histórico rival en este deporte, el FC Barcelona, y sobre todo con un ambientazo y unas ganas de triunfar por parte de la hinchada colchonera que he hecho ver que puede tener futuro este equipo y este deporte en la capital.

La sección de balonmano del Atlético de Madrid fue quizás la más importante de cuantas ha tenido, una sección que logró numeroso títulos nacionales (11 ligas y 10 copas, más que en fútbol), amén de dos subcampeonatos continentales, casi inéditos hasta entonces para este deporte en España.

Yo mismo estuve en aquella final de la Copa de Europa en 1985 el antiguo Palacio de Deportes contra la Metaloplástica de Sabac, una final perdida pero memorable, en un recinto que entonces no se solía usar para la práctica del deporte y que tuvo un lleno absoluto, en lo que significaba la primera final de la Copa de Europa de Balonmano con un finalista español, después vendrían 14 títulos para España, entre ellos 3 del Balonmano Ciudad Real, equipo que ahora se traslada a la capital recuperando el nombre de nuestro Club.

Dejo aquí un vídeo de aquella final en la que podemos ver a la gran estrella del Atlético Cecilio Alonso con el dorsal número 3 que hoy ha sido retirado en su honor.( No os perdáis en los últimos segundos la figura del árbitro del partido)




Unos años después (1992) esta sección desaparecería, las causas habrá que buscarlas por un lado en la gran competencia económica que suponían equipos como el Barcelona y por otro en la mala gestión y dejadez por parte de la directiva atlética encabezada por Jesús Gil; aparte era un deporte que tenía difícil competir y coexistir con el todopoderoso fútbol y el baloncesto.

Continuaría dos años más como Atlético de Madrid-Alcobendas de manera independiente al Club de fútbol jugando en esta localidad, hasta su total desaparición

Hasta entonces el Atleti jugaba sus partido en el pequeño Polideportivo Magariños, aunque llegó a jugar en otros recintos como el Polideportivo Juan de la Cierva de Getafe.

Casi dos décadas después el balonmano vuelve a tener un equipo con los colores atléticos aunque será una entidad desvinculada del Club de Fútbol (quizás afortunadamente), que sin embargo se limita a permitir el uso de camiseta, nombre y escudo y a una aportación económica que no he logrado conocer. Los partidos lo jugará en el Palacio Vista Alegre que aunque no creo que logre los 12.000 espectadores de hoy durante todo el año, seguro que contará con un buen ambiente aunque lejos del coqueto, familiar y entrañable Magariños.

Desde aquí le deseo lo mejor a este nuevo equipo, y espero acercarme algún día a verlo en directo, aunque son muchos los años que llevo sin ver partidos de este deporte, pero aún recuerdo esos domingos por la mañana en la segunda (entonces no se llamaba "La 2") viéndolo jugar contra el Barça, el Teka, el Granollers...

3 comentarios:

José dijo...

Los 12.000 de Vista Alegre son comepipas?

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

la única causa de la desaparición fue Jesús Gil y Enrique Cerezo. Con el dinero de un fichaje de fútbol inútil , por ejemplo 4 millones de euros, se tiene sección por un año.

Para mí, el balonmano murió en 1992. Esto es un engendro gilista.

Adal dijo...

Siento que lo entiendas así Fernando, yo me alegro de la vuelta a la capital del balonmano en un proyecto que creo que está al margen de los Gil. De todas formas si la vuelta fuera de la mano de los Gil tampoco me disgustaría a pesar de que fueran quienes se lo cargaron, lo que importa es que se haga bien, si se enmiendan errores del pasado mejor.
Lo que desde luego si me gustaría es que vuelvan a haber más de 10.000 personas en un recinto viendo a un equipo con los colores atléticos